Sundance Channel

shutterstock_592344125(FILEminimizer)

La borrasca Filomena deja multitud de daños tras su paso

La borrasca Filomena que cubrió de nieve gran parte de España entre los días 6 y 10 de enero de 2021 dejó imágenes inéditas en la mayoría del territorio nacional. Las abundantes y copiosas nevadas hicieron que esta borrasca fuese catalogada por la Agencia Estatal de Meteorología como histórica. Y es que algunas zonas como Madrid se vieron gravemente afectadas, ya que por ejemplo en la capital llegaron a acumularse hasta 50 centímetros de nieve. Pero tras el manto blanco que al principio se vivió con alegría, con imágenes preciosas de paisajes nevados y diversión con niños y mayores disfrutando de la nieve con trineos, guerras de bolas o incluso esquís llegó el caos. 

Con Filomena llegaron los coches atrapados, la imposibilidad de ir a trabajar de muchos madrileños por estar la mayoría de comunicaciones cortadas o intransitables, los accidentes y también los daños. Y es que la nieve conlleva grandes peligros y daños que vamos a conocer en este artículo. Vamos a hablar de los principales daños que causó Filomena en coches, edificios o incluso en masas forestales, porque esta histórica nevada también ha afectado a la naturaleza. 

· Daños en coches por caídas de objetos 

Los daños más visibles del temporal se han visto en los coches, ya que en Madrid cayeron cientos de ramas de árboles a la vía pública, afectando a los coches aparcados en las calles. Solo en la capital española se estima que Filomena causó cerca de 1.400 millones de euros en daños, casi nada. 

Y es que los daños de los vehículos variaron entre sencillos arreglos de chapa y pintura por golpes pequeños, pero en otros casos los propietarios seguro que se acordarán de Filomena porque han tenido que catalogar sus coches como siniestro total ante el total aplastamiento por caída de ramas y otros objetos. 

Además, en los casos de daños materiales en coches no siempre el seguro hace frente a los daños. Tal y como informan en el periódico ABC en un artículo que puedes leer haciendo click aquí, se pueden encontrar diferentes casos y escenarios distintos. En los casos de seguros a terceros o de responsabilidad civil no se cubren fenómenos naturales, a no ser de que cuente con la ampliación de reclamación de daños, que entonces la aseguradora se encargará de reclamar daños al titular de los daños. Por ejemplo, en el caso de caídas de árboles al Ayuntamiento de la localidad. Sin embargo, en los seguros de lunas sí se cubriría parte del vehículo, aunque no del propio golpe. 

· Daños en tejados y viviendas particulares 

También sufrieron los edificios con el paso de Filomena, especialmente en terrazas, balcones y tejados. Y es que la alta acumulación de nieve en estos espacios fue tanta que muchas construcciones no pudieron soportar el peso y se desplomaron. En muchos casos por la mala situación de las edificaciones por el paso del tiempo, aunque en otros se encontraban en perfecto estado, pero la acumulación de nieve fue excesiva. 

 

Es por ello muy importante que los tejados deben encontrarse siempre en el mejor estado posible para evitar que sufran los mínimos daños ante eventos climatológicos extremos. “La rehabilitación de cubiertas y tejados en edificios antiguos es crucial. En una buena reparación hay que tener en cuenta los materiales utilizados, ya que deberían ser ligeros para que no se sobrecargue de peso la estructura antigua del edificio. También hay que utilizar productos garantizados, de manera que se asegure que la rehabilitación es definitiva”, explican desde la empresa Cubiertas Estévez, especialistas en cubiertas y tejados. 

En los casos de daños materiales en edificios por la borrasca Filomena los expertos indican que en nuestro país es común que las pólizas incluyan temporales y condiciones climatológicas adversas como nieve, viento extremo o lluvia. Por lo que en principio en este tipo de daños no habría problemas para hacer frente a los daños materiales en viviendas y edificios residenciales, ya que en este caso se haría frente el seguro de la comunidad de vecinos en el caso de la póliza incluya esa cobertura. 

· Daños en las masas forestales 

Con FIlomena todos pensamos en los daños materiales anteriormente citados, especialmente en los coches y viviendas. Pero esta borrasca también afectó a la naturaleza. Así en la Comunidad de Madrid se estiman que los daños producidos por Filomena en las masas forestales alcanzan una cifra superior a los 3,7 millones de euros. De esta cifra informaron recientemente desde el gobierno regional de la Comunidad en una nota de prensa (que puedes consultar haciendo click aquí) y que también establecen los daños más comunes. Estos se resumen en cerca del 13% de los árboles dañados en los parques regionales y periurbanos de la región, así como en los montes gestionados por la Comunidad. Además, el 2,8% habría sido totalmente derribado por la tormenta de nieve debido al tronchado y desgarro sufrido por la fuerza de Filomena. 

· La declaración de zona catastrófica, una medida beneficiosa 

Tras el paso de Filomena y los graves daños causados en gran parte del país, muchos gobiernos regionales solicitaron la declaración de zona catastrófica. Y finalmente se beneficiarán de esta declaración Madrid, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Asturias y Andalucía. 

La declaración de zona catastrófica es beneficiosa tanto para los habitantes de estas regiones como para sus gobiernos. Y es que la Ley de Protección Civil estipula hasta 7 medidas para los afectados por emergencias. Estas medidas se traducen en ayudas económicas a particulares que se hayan visto afectados y hayan sufrido daños en sus viviendas o propiedades de primera necesidad. También la Ley de Protección Civil señala que los Ayuntamientos podrían ser compensados en los gastos de las actuaciones por el temporal, como pueden ser la retirada de vehículos de la vía pública o la limpieza de las calles. Otras cuestiones contempladas en esta ley se corresponden con ayudas a particulares o empresas que prestaran ayuda por el temporal, como cesión de maquinaria o aportando trabajadores para contribuir en la retirada de nieve. También se contemplan ayudas a producciones agrícolas o ganaderas y subvenciones por daños en infraestructuras públicas.

Compartir
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Artículos relacionados