Sundance Channel

shutterstock_1696516987(FILEminimizer)

Los alimentos que nunca debemos darle a nuestras mascotas

Aunque nuestros pequeños amigos peludos tienen su dieta muy bien diseñada y sus alimentos especiales preparados en al alacena, esto no quita que no se vuelvan locos e intentes manipularnos para conseguir un bocado de nuestra comida. Así te miran con esos ojos implorantes a tu lado mientras te sientas a la mesa o desde la puerta de la cocina mientras preparas tus alimentos.

No obstante, sabrás que no es recomendable darles algunos alimentos para humanos, ya que pueden llegara a ser muy perjudiciales, y en el peor de los casos, mortales, para nuestro compañeros perrunos.

Para saber cuales son estos alimentos, te compartimos un listado cortesía que la Sociedad Americana para la Prevención de la Crueldad contra los Animales (ASPCA) hizo público en una edición de la revista Newsweek.

  1. Alcohol

Para comenzar, la ASPCA advierte que “Bajo ninguna circunstancia se debe dar a su mascota nada de alcohol”, y no exactamente porque les vaya a dar ratón al siguiente día.  Las bebidas y los alimentos que contienen alcohol pueden ser potencialmente mortales para los perros, y en casos más leves pueden llegar a causar “vómitos, diarrea, disminución de la coordinación, depresión del sistema nervioso central, dificultad para respirar, temblores, acidez anormal de la sangre, coma”.

  1. Café, té y otros productos con cafeína

 “Las mascotas son más sensibles a los efectos de la cafeína que las personas. La ingesta de cantidades moderadas de café, bolsas de té o puede causar fácilmente la muerte en perros o gatos pequeños”

De consumirlo, tú mascota puede presentar síntomas propios de la intoxicación como “hiperactividad de leve a grave, inquietud, vómitos, taquicardia (frecuencia cardíaca elevada), hipertensión (presión arterial elevada), ritmos cardíacos anormales, temblores, hipertermia (temperatura corporal elevada) convulsiones y colapso”.

  1. Chocolate

El chocolate contiene metilxantinas en las semillas de cacao que le pueden provocar vómitos y diarrea, jadeo, sed y micciones excesivas a ut mascota, además de  hiperactividad, ritmo cardíaco anormal, temblores y convulsione. De todos, el chocolate negro, en especial el utilizado para la repostería,  se posiciona como el más peligroso., mientras que el blanco es el más inofensivo. Sin embargo, se indica que “Aunque algunos tipos de chocolate no son tan tóxicos como otros, es más seguro mantener a su mascota alejada de todos los tipos de chocolate”

  1. Cientos tipos de frutas

Aunque para los humanos, las frutas son de los alimentos más sanos que se pueden consumir, aportando muchos beneficios a la salud y bienestar de su organismo, en el caso de los perros pueden tener el efecto contrario. Para dar un ejemplo, aquí te hemos elaborado una lista de las frutas menos recomendadas por los expertos:

  • Manzanas: contiene cianuro y por lo tanto, podría ser muy tóxica dentro del proceso de debilitamiento de los perros.
  • A excepción de la parte carnosa alrededor del carozo, las cerezas también contienen cianuro, que “interrumpe el transporte celular de oxígeno, lo que significa que las células sanguíneas de su perro no pueden obtener suficiente oxígeno”, y puede llegar a presentar signos de intoxicación que van desde las pupilas dilatadas, hasta problemas para respirar.
  • Cerezas. Estas son otras frutas que contienen cianuro y son venenosos para los perros.
  • Frutas cítricas. Las frutas cítricas como la naranja o la mandarina contienen diversas cantidades de ácido cítrico y aceites esenciales en sus tallos, hojas, cáscaras, frutos y semillas lo que puede causarles depresión del sistema nervioso (si se consume en grandes cantidades).
  • Uvas y pasas. Las uvas, las pasas, las sultanas y las grosellas son tóxicas para los perros y puede provocarles insuficiencia renal grave y aguda.
  • Aguacate. El hueso, la piel y las hojas de los aguacates contienen persina, “una toxina fungicida, que puede causar graves problemas de salud, e incluso la muerte, en muchos animales”.
  1. Vegetales

También hay ciertos vegetales con los que solemos preparar ciertos platillos o que solemos consumir curdos en ensaladas y que son potencialmente dañinos para nuestra mascota:

  • Cebollas. Las cebollas son tóxicas para los perros, ya que contienen disulfuro de N-propilo. Este es un compuesto que provoca la descomposición de los glóbulos rojos, causando anemia.
  • Ajo. Con el ajo pasa lo mismo que con la cebolla pero, en el caso del ajo, el efecto se multiplica por cinco, y los síntomas pueden ser encías pálidas, ritmo cardíaco elevado, debilidad y colapso.
  • Tomates. Las hojas y las partes verdes de los tomates contienen algunos componentes que son perjudiciales para ciertos animales. Por ejemplo, esta la  solanina, que es muy peligrosa para los perros si se consume en grandes cantidades.
  • Patatas. Las patatas crudas, al igual que los tomates, contienen esta solanina. De hecho, “se consideran tóxicas y los frutos inmaduros que aún no han madurado contienen las mayores concentraciones de las toxinas y deben evitarse”.
  1. Chicles y mentas

Este tipo de productos están elaborados como xilitol, un edulcorante natural sin azúcar, y que es tóxico para los perros.

“El xilitol puede provocar la liberación de insulina en la mayoría de las especies, lo que puede conducir a un fallo hepático. El aumento de la insulina provoca hipoglucemia (disminución de los niveles de azúcar). Los signos iniciales de toxicosis incluyen vómitos, letargo y pérdida de coordinación. Los signos pueden progresar a convulsiones. Las enzimas hepáticas elevadas y la insuficiencia hepática pueden observarse en pocos días”

  1. Levadura

No es bueno darle pedazos de pan a tu mascota ya que la levadura con la que se elabora la masa puede poner en peligro su vida. Esto porque después de ser ingerida, puede crecer y hacer que se acumulen gases en el interior del perro, ocasionando que el estómago se hinche y le den retorcijones.

  1. Frutos secos y semillas

Aunque para nosotros son de los aperitivos más saludables que podemos pensar, pueden traer serios problemas para nuestras mascotas:

  • Nueces. Las nueces pueden causar debilidad, depresión, vómitos, temblores e hipertermia en los perros, síntomas que pueden llegar a perdurar hasta 48 horas después de su ingesta.
  • Almendras. Las almendras son peligrosas para los perros, ya que pueden obstruir el esófagoo incluso desgarrar la tráquea si no se mastican completamente. Incluso, “Las almendras saladas son especialmente peligrosas porque pueden aumentar la retención de agua, lo que es potencialmente mortal para los perros propensos a las enfermedades del corazón”.
  • Semillas de mostaza. Estas pueden ser venenosas para los perros, ya que “contienen compuestos tóxicos que pueden provocar gastroenteritis, la inflamación del estómago y/o del tracto intestinal”.
  1. Sal

Humanes Guillen Euro Sal, distribuidores de sal, nos comentan que incluso la sal puede perjudicar la salud de tu mascota ya que pueden causar sed y micción excesivas, o incluso intoxicación por iones de sodio on síntomas como vómitos, diarrea, depresión, temblores, temperatura corporal elevada, convulsiones e incluso la muerte. Así que debes vitar darles aperitivos salados, como las patatas fritas, las galletas saladas y las palomitas de maíz saladas.

Estarás pensando que si es verdad  que el sodio es un mineral esencial en la dieta de todos los perros porque les ayuda a mantener el equilibrio del líquido en las células y a conducir el impulso del sistema nervioso. Pero, a lo que nos referimos es que tenemos que tener mucho control con la forma en la que lo ingieren y las cantidades.

Así, un perro sano de unos  15 kilogramos no deben consumir más de 100 mg de sodio al día, y así, la cantidad de recomendada dependerá del peso en cada caso. Por ejemplo, en el caso de los perros con enfermedades cardiacas, se debe reducir bastante la dosis, incluso, aquí ya deberíamos consultar al especialista para que sea el quien determine la cantidad.

Igualmente debes asegurarte que la sal no figure entre los primeros cinco ingredientes en los alimentos que le des a tu mascota. Más aún, evita darle sobra de tu comida cuando se trate de alimentos saldos, y si eres de los que les prepara comida casera, no la prepares con sal.

  1. Carne y huevos crudos y poco cocinados

La carne y los huevos crudos pueden contener bacterias como la salmonela y la Escherichia coli que pueden  perjudicar la salud de las mascotas. Pero, eso no es todo, en el caso de los huevos también hay que cuidarse de la avidina, la cual disminuye la absorción de biotina (una vitamina B), provocando problemas en la piel y el pelaje.

  1. Hongos

 “Dependiendo del tipo/especie de seta ingerida, pueden verse afectados varios sistemas orgánicos generales: gastrointestinal (por ejemplo, vómitos, diarrea), sistema nervioso central (por ejemplo, ataxia, temblores, convulsiones, alteraciones visuales, agresividad, desorientación), hígado (por ejemplo, vómitos, heces negras y alquitranadas, aumento de los análisis de sangre de las enzimas hepáticas, insuficiencia hepática) o riñón (por ejemplo, anorexia, vómitos, sed o micción inapropiada, insuficiencia renal)”. 

  1. Medicamentos para humanos

Jamás se te ocurra darle a tu mascota los mismos medicamentos que tu utilizas. Esto porque  “Por ejemplo, los antiinflamatorios no esteroideos para personas, como la aspirina, el ibuprofeno y el naproxeno, pueden no ser adecuados para su mascota e incluso pueden ser perjudiciales”.

Compartir

Artículos relacionados